Fuente: Ley General de Salud.